Ídolo Oculado de Extremadura

Reproducción. Valle del Guadalquivir, Calcolítico, III milenio a.C.

En este mítico ídolo están representados dos grandes ojos de forma circular, unas cejas marcadas con trazos curvos, tres pares de líneas curvas que podrían pertenecer a un tatuaje facial, y en la parte superior y posterior se encuentran una serie de líneas paralelas haciendo zig-zag que reproducen el cabello, siendo este ídolo de similares características a otros que han sido hallados en la zona del valle del Guadalquivir y Baja Andalucía como exponentes del Calcolítico local y que están catalogados como objetos de culto.

Se han relacionado con divinidades femeninas o personificaciones de la muerte, dentro de creencias centradas en el culto a la fertilidad y vinculadas a sociedades agrarias. A pesar de su denominación como ídolo de Extremadura su procedencia más probable estaría al Sur del valle del Guadalquivir.

OBRAS REALIZADAS CON MÉTODOS ARTESANALES Y DECORADAS MANUALMENTE HASTA EL MÁS MÍNIMO DETALLE. Representaciones que copian fielmente la forma, la textura y el colorido de las piezas arqueológicas originales expuestas en los distintos museos de la Península Ibérica. 

Te puede interesar

Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información